naturaleza, coronavirus, covid 19, futuro, natural, mundo del futuro,

EL MUNDO DESPUES DEL COVID-19

El mundo está cambiando rápidamente gracias a la emergencia global propiciada por el SARS-COV-2 conocido comúnmente como Covid 19, la urgencia por proteger la salud publica nos ha obligado a cambiar gran parte de nuestras rutinas y hábitos, lo que a su vez nos enfrenta a nuevos escenarios personales y sociales. Ya que el cambio es una condición natural de la vida y nos encontramos en este momento tan crucial, vamos a reflexionar sobre las diferentes facetas de esta emergencia y como la naturaleza nos ofrece una oportunidad para reconciliarnos con ella y así ver el futuro.

naturaleza, coronavirus, covid 19, futuro, natural, mundo del futuro,
Foto por: www.unsplash.com

Teníamos que detenernos, si, como especie estábamos yendo a un ritmo acelerado hasta mas no poder y la naturaleza nos pedía a gritos ayuda. Una muestra de ello son los animales que tras la ausencia amenazante del hombre regresan a ciertos territorios o incluso llegan a aparecer en pueblos y ciudades. La contaminación es otro punto importante puesto que tanto la calidad del aire como la del agua en tiempos de confinamiento es exageradamente distinta, ya que en los afluentes y zonas costeras al rededor del mundo se ha documentado una notoria mejoría en la calidad del agua y en ciudades y distritos industriales una disminución muy importante de materiales nocivos que se encuentran en el aire debido a la sobre producción de todo tipo de insumos y mercancías. Esta actitud mercantilista que ha dominado la mayor parte de la historia moderna de la humanidad, tiene un precio muy alto y se trata nada menos que de la degradación de la naturaleza a la que sembramos, perforamos, envenenamos, incendiamos, deforestamos, manipulamos y utilizamos a nuestro antojo.

naturaleza, coronavirus, covid 19, futuro, natural, mundo del futuro,
Foto por: www.unsplash.com

Creemos que esta es una oportunidad invaluable para detenernos y tomar consciencia de nuestros actos, ser responsables no solo de nuestra salud, sino también de nuestro consumo, dedicar mínimo el mismo tiempo al cultivo personal de la buena salud y la espiritualidad que al trabajo. Pensar antes de adquirir un producto, que implicaciones tuvo su producción en el medio ambiente y la salud de todos. No comer animales inconscientemente y alimentando una industria que los trata como objetos y no como seres que sienten. Ya esta pandemia nos ha mostrado el poder que tiene la naturaleza para someternos con una amenaza biológica, estamos a tiempo de hacer cambios individuales para lograr efectos a gran escala, considerar a la naturaleza, es decir al agua, al árbol y al pez como nuestros aliados para conservar la vida y no como una propiedad sin derechos, quizá de esta manera y con esta nueva visión podamos dar una vista al futuro.

5 ALIMENTOS PARA HACERLE FRENTE AL CORONAVIRUS

HAZ ESTO Y ESTARÁS BLINDADO CONTRA EL CORONAVIRUS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *